Subscribe:

6.07.2007

El que no llora...

Bien lo dice mi mamá: El que no llora, no mama. Si sres. Recuerden ese sabio proverbio. Creo que para nadie es un secreto que llevo llorando mi plantilla vieja hace como tres dias, desde que ocurrió aquel incidente en donde casi pierdo la vida y fui rescatada por una bandada de cangrejos vampiro que curaron mis heridas aplicándome el néctar del perate... ah no, gomen, eso es otra historia ^^. El caso es que como vengo llorando y jodiendo (que es la palabra correcta) desde hace rato; un alma noble y caritativa y que llegó de la nada (porque no tengo idea de como rayos se enteró de que este chuzo existía O.o?) y me hizo el milagrito.

Ayer me dejó un mensaje en la cajita de susurros y yo le regrese el mensaje en la suya (buen blog, por cierto) y esta mañana ya tenía su contacto en mi gmail. Le tomó un poco de tiempo, pero no porque no sepa, porque en realidad acomodar la plantilla fue cuestion de minutos, lo que lo demoró fui yo. Asi es, el pobre que se ofrece a ayudarme y yo no hago mas que joder U_U. Que ponle esto, que ponle lo otro, que como se quita, que la imagen, que el color. Pobre hombre, creo que jamás volverá a ofrecerse para ayudarme cuando vuelva a querer jugar a la diseñadora :P. Lo peor del caso es que lo pongo a modificar unas cosas para decirle después que no, que mejor lo deje como estaba originalmente. Jejeje si, otra de sus cualidades es la paciencia, la madre que si; no muchas personas me aguantan y este hombre es un buen candidato para hacerlo.

Bien, lo que realmente quiero rescatar de toda esta experiencia es lo siguiente: ¿Quien se ofrece de la nada a ayudar a alguien con la que jamás ha hablado en su vida, solo por el hecho de verla feliz? ¿Quien se gasta tiempo de su trabajo, para arreglarle a una niña berrinchuda la plantilla que dañó por pura necedad? ¿Quien no tira la toalla después de una hora porque la niña es una intensa total? Yo no sé ustedes, pero yo no habia conocido a nadie que hiciera eso. La verdad esperaba que personas que conozco y que sé que saben de eso, me ayudaran; pero supongo que el trabajo, la familia, el propio blog, el tiempo, los compromisos, etc etc etc, no les permitían echarme una mano. Y fue entonces cuando apareció: El Sr. Vargas (que resultó ser primo mío XD) y puso sus manitas sobre el teclado para traer a mi Frankenstein de nuevo a la vida.

La verdad a él no le costó trabajo, a mi me costó el doble de trabajo de antes volver a colocar las maricaditas en la barra lateral, pero al final, y después de unos cambios pequeñitos pude hacerlo. Y no saben lo feliz que estoy; primero, porque recuperé mi plantilla, segundo, porque aprendi como colocar otras sin problemas ^^ y tercero, porque ahora cada que me de trauma de Nyu/Lucy podré colocar el banner que ella me hizo una vez sin problemas. ¿Ven? Después de la tempestad viene la calma... Yo debería recordar esto con más frecuencia.

Entonces, la conclusión aquí es que le debo mi vida al Sr. Vargas, que mi plantilla volvió a la normalidad, que uno nunca puede estar predispuesto a que los extraños son malos (por lo menos no aquellos que te ofrecen este tipo de ayudas por inet) y que el que no llora...

NO MAMA!!!

Gracias, muchas gracias... Creo que una entrada en el blog no es suficiente, linkearlo tampoco... Pensaré en la forma de agradecerle ^^

5 Rulean el Universo:

Kuroko dijo...

Wiii!!! estámos bien otra vez! brindemos por eso!!!! jojojojo

Un saludo!!! XDDDD

Y el sábado para Rodizzio, no??

El Funkete dijo...

Pero, pero... bleeeh, a mi me gustaba el cambio. Tu blog ahora ta igualito que antes. u_u

Al menos funciona en Firefox
(b´-`)b

Beta chan dijo...

qué weno qué weno

hoy.. audipost xD

Athena dijo...

me alegro maya chan!!! ojala hubiera ido en mi burrito sabanero a rescatarte pero igual yo tambien anduve investigando para ti y no tenia ni idea de como ayudarte, menos mal que tu primo si pudo fiuuu.
mire la webvargas y esta comico!! te nomine junto con la de alfredo kun!!! espero saber el resultado pronto!!!!

Cerebro dijo...

El muchacho es super querido y buena persona.